Dia 2: Mi Torre es más alta..no, ¡la mía más!

Hoy es viernes, y me he planificado ver el museo de Orsay, la torre Eiffel y Notre Dame. no quiero que me pille el fin de semana porque supongo que habrá mucha más gente.
Pero, espera!!! una alarma en mi móvil me ha avisado cuando ya estaba de camino “hoy no es viernes, Raquel. Es sábado!”. Me debato entre continuar con mis planes o cambiarlos, y al final me decido a intentar lo primero. Tampoco es muy tarde y cambiaré de parecer si veo que hay demasiada gente.
Aquí en París, los transbordos de línea te hacen pensar que has pagado el billete para usar los túneles subterráneos. Está claro que no están hechos para gente con discapacidades o con problemas de movilidad. Las escaleras son horribles y los trayectos se hacen largos. Así que he decidido evitarme un trasbordo y bajo en una parada que me obliga a cruzar las Tullerías hacía el Museo de Orsay. Es pronto y se hace un paseíto agradable aunque hace rasca!. Llego pronto al Museo y una cola de chequeo de maletas hace que todo vaya un poco más despacio. Aún así, no me toma más de 15 minutos entrar. La entrada al Museo son 9,50€ y si quieres entrar a la exhibición temporal creo que son 4 euros más. Yo el día anterior miré si me interesaba y era tanto mi interés, que no recuerdo ni de qué iba!!! dentro no dejan tomar fotos así que dejo en guardarropía la cámara y todos mis bártulos. Llevo el ordenador a cuestas puesto que mi caja de seguridad del hostal, aunque grande, no me permite dejar el portátil. Es un poco coñazo, así que agradezco dejarlo todo en consigna.
La visita del Museo entre obras de Van Gogh, Monet, Manet, Toulousse Lautrec, Boldini, Cross, Pissarro, Degas, alguna bien escondida de Klimt me entretienen durante al menos unas 4 horas.

Lee un poquito más→